sábado, 25 de noviembre de 2006

Sábado: Concierto de Gala


Solo nosotros los músicos sabemos el proceso que hay detrás de la ejecución de un concierto de a lo mucho hora y media.

Este año, que celebramos el 90 aniversario de la Banda Municipal de Turrialba, estamos haciendo un reconocimiento a las horas de estudio que los diferentes músicos a lo largo de la historia hemos dedicado para la preservación de este legado... y a las miles de horas más que debemos dedicar en adelante para que la banda perdure y mejore para las futuras generaciones.

Ir a ensayar con la banda es una parte mínima respecto a las horas de estudio individual de ejecución y teoría musical, sin hablar de las prácticas corales y demás ensayos que nos hacen mejorar como instrumentistas. Sin embargo, un mal día, un ataque de nervios, o demás cosas que parecieran insignificantes, pueden modificar considerablemente el producto que presentamos en los conciertos. Y digo modificar, porque a muchos los favorece y a otros no, lo cual es absolutamente subjetivo, como la interpretación en sí.

Y es que en música, como en la vida, no hay verdades absolutas, sino asuntos perceptuales subjetivos, donde cada quien aplica lo que mejor le facilite llegar al resultado deseado. Por eso existen muchos criterios divergentes de cómo deben ser las cosas, pero que siempre apuntan a la búsqueda de mejorar cada vez más la calidad de la ejecución.

Nuestra Banda Municipal, con sus grandísimas carencias, hace un trabajo muy importante para la comunidad Turrialbeña, labor que va desde la preservación de documentos históricos, composiciones de turrialbeños, de un archivo gigantesco de partituras únicas e invaluables; hasta la proyección en la comunidad de la cultura musical y la educación sobre la misma... es realmente una tradición de educación y cultura!!!

Por eso, mañana en el concierto, al que todos están invitados, escuchemos con mucha atención el trabajo de nuestra banda municipal, escuchemos un trabajo que tiene un año de estar produciéndose, y que si bien no es perfecto, está hecho con mucho cariño y dedicación.

Porque lo importante al final cuentas no es el hecho de que la Banda no sea perfecta... lo que realmente importa es el hecho de que es nuestra!




1 comentario:

Pablo Salas dijo...

I love Banda... jejejeje es la verdad